Agua limpia para la vida

ninas en la guajira sin aguaSi queremos reconocer la vital importancia del agua como un recurso valioso en esta época, podemos empezar recordando algunas enseñanzas de nuestros maestros en las aulas de clases, entre ellas, que es nuestro cuerpo humano un 70% agua y que como seres humanos podemos sobrevivir sin alimento de 50 a 60 días, pero sin beber una gota de agua solo entre cinco a diez días. Es por esto que hablar de la importancia en el mejoramiento de la gestión del uso del recurso hídrico en nuestro país y a nivel mundial ya no es un cliché sino una realidad con prioridad.

Hace algunos años atrás, en la antigüedad, el hombre tomaba el agua para beber y satisfacer sus necesidades directamente de las fuentes sin causar daño a su salud y sin impactar potencialmente al medio ambiente, esto solo era posible porque las poblaciones eran pequeñas con un consumo mesurado apenas para el cumplimiento de sus necesidades. Las fuentes estaban menos contaminadas pues aún no se tenían miles de gigantes industrias arrojando sus desechos tóxicos a ríos, arroyos y mares minuto a minuto. Allí por estos días el proceso natural de filtración y limpieza del agua funcionaba en ciclos de tiempo perfectos y en los debidos momentos, todos dispuestos por la misma madre naturaleza. Sin embargo, el crecimiento desbordado de la industria y de la población rompió con estos procesos naturales agilizando de manera voraz el consumo de este recurso día a día suponiéndolo como un recurso infinito siempre.

Hoy para aquellos que vemos con gran preocupación la gestión de este vital recurso, dos grandes problemáticas nos atañen, en primer lugar, atrás han quedado las limpias fuentes de las que nuestros antepasados podían tomar agua tranquilamente sin causarse daño alguno, hoy no es posible consumirla directamente ya que según estudios fisicoquímicos y microbiológicos estas fuentes de agua dulce no poseen las características necesarias para catalogarse como agua apta para consumo humano. En segundo lugar, nuestra generación debe garantizar la disponibilidad del recurso para las futuras generaciones.


Autor: Angelie Alfonso. Ingeniera Química.

Ingeniera Quimica U. America / Voluntario Activo en Movimiento Ambientalista Colombiano.

Facebook